Niantic va a modificar Pokémon Go en respuesta a una demanda con vecinos molestos

Niantic va a modificar Pokémon Go en respuesta a una demanda con vecinos molestos


Logo Pokémon Go

Niantic, el desarrollador de Pokémon Go, ha presentado un acuerdo para resolver una demanda con algunos vecinos molestos que tenían PokéStops cerca de sus casas (los PokéStops son sencillamente lugares en los que se pueden conseguir cosas además de cazar pokemons) y van a realizar algunos cambios en el juego como parte del acuerdo. El acuerdo se presentó ante el tribunal hace unos días y todavía está a la espera de su aprobación por parte de un juez. No resolverá ciertas cuestiones legales importantes sobre cómo se relaciona la realidad aumentada con la legislación sobre la propiedad, pero hará la vida más fácil a aquellos vecinos que se encuentran jugadores de Pokémon Go no deseados al lado de sus casas.

Niantic acordó introducir varias nuevas características y políticas en virtud del acuerdo, que se desarrollarán durante los próximos tres años. Los vecinos ya pueden borrar de su propiedad privada gimnasios Pokémon o PokéStops, pero ahora Niantic promete resolver las quejas en menos de 15 días, borrar cualquier parada que se encuentre a menos de 40 metros de la propiedad y conservar una base de datos que evite la aparición de un nuevo gimnasio o PokéStop en las proximidades. Además de los propietarios de casas particulares, los responsables de un parque también podrán solicitar que gimnasios y PokéStops solo aparezcan en el juego durante el horario de apertura del parque.

La empresa añadirá además una serie de advertencias a los jugadores. Si se reúnen más de 10 personas en Pokémon Go, les aparecerá un mensaje en pantalla para recordarles que «sean educados con los demás y respetuosos con lo que les rodea en el mundo real». Al arrancar el juego aparecerá un mensaje similar junto con otras advertencias. Sobre la mesa también hay repercusiones económicas, incluidos 1.000 dólares para cada persona incluida en la demanda, aunque Niantic no ha acordado una suma específica.

Pokémon Go

La demanda colectiva, presentada en 2016, consolidaba varias demandas particulares de vecinos descontentos. Las demandas sostenían que el juego de Niantic había incitado a los jugadores a entrar en sus propiedades ─algunas veces bloqueando la entrada con coches, «asomándose a las ventanas», tirando basura y ocasionando daños en la propiedad─. El año pasado los archivos del juzgado revelaron que se había alcanzado un acuerdo en el caso, pero no especificaban qué incluía el acuerdo.

La increíble popularidad inicial de Pokémon Go evidenció muchos problemas con los juegos basados en ubicaciones físicas, incluido el hecho de que los jugadores se cuelen en propiedades privadas o asuman demasiados riesgos para encontrar Pokémon, o que se coloquen PokéStops en lugares inapropiados como cementerios o monumentos. Por lo que se ve el juego conserva una importante base de jugadores y el año pasado empezó a dejar que los usuarios propongan nuevos PokéStops. Pero tras el periodo inicial, parece que son muchos menos vecinos los que sufren las molestias de entrenadores de Pokémon deambulando en torno a sus casas. Aun así, este acuerdo ayuda a codificar unas mejores prácticas para juegos similares sin molestar a los vecinos ─aunque no establezca un precedente legal para regular el espacio digital─.

 

Fuente: ROBERTSON, Adi. Niantic is tweaking Pokémon Go to settle a lawsuit with angry homeowners. The Verge. 15 de febrero de 2019.
Compártelo!
  •  
  •  
  •  
  •  

Hay 1 comentario

Add yours